Política

Maduro mando falsa «delegación de la Mesa de Diálogo» a negociar a Europa

La Embajada de Nicolás Maduro en Bruselas ha anunciado la visita los próximos días al Parlamento Europeo de una supuesta delegación de la «Mesa de Diálogo Nacional Venezolano» en la que habría «representantes del Gobierno y la oposición», con la intención de mantener reuniones con eurodiputados, a pesar de que en la actualidad no existen tales negociaciones entre el régimen chavista y los opositores de Venezuela.

El anuncio de la visita, prevista para el 25 y 26 de noviembre, se recoge en un correo electrónico recibido por eurodiputados, a cuyo contenido ha accedido ABC, en el que se presenta la llegada de esta «delegación» como una «extraordinaria oportunidad» para los miembros de la Eurocámara.

El europarlamentario del Partido Popular Europeo Leopoldo López Gil, que está entre quienes ha recibido el «email», ha alertado de que se trata de una falsa delegación con la que el régimen de Maduro «está tratando de aparentar que hay una representación oficial tanto del Gobierno como de la oposición, algo que no existe; aparentar que hay una mesa de diálogo, que tampoco existe, y que hay una disposición de diálogo con el Gobierno con participación internacional, renovando la idea de elecciones sin lo que pide la oposición». En este sentido, recuerda que las condiciones para celebrar unas nuevas elecciones legislativas son la designación de una nueva autoridad electoral, es decir, un Consejo Nacional Electoral legítimo que solo puede designar la Asamblea Nacional que preside Juan Guaidó; la actualización del registro electoral (el censo) y que estas elecciones, si es que se dan, estén debidamente verificadas por autoridades internacionales que no sean escogidas unilateralmente.

Según las fuentes consultadas por ABC, los integrantes de esta supuesta delegación serían Rafael Marín, antiguamente miembro de Acción Democrática y luego incorporado a Soluciones para Venezuela; la diputada Melva Paredes, de Cambiemos Movimiento Ciudadano; Daniel Santolo, dirigente de Avanzada Progresista; Segundo Meléndez, presidente del Movimiento al Socialismo (MAS); Javier Bertucci, de Esperanza por el Cambio, y Francisco Torrealba, diputado del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) en la Asamblea Nacional Constituyente (el órgano chavista creado de forma ilegítima por Maduro para arrinconar al parlamento constitucional), además de una asistente de apoyo a la «delegación».

Todos los miembros pertenecen, por tanto, o bien al chavismo (en el caso del PSUV) o a pequeños partidos «tolerados» por el régimen y que, desmarcándose de la línea de los principales partidos de la oposición, se han avenido a participar en los últimos procesos electorales municipales y presidenciales considerados fraudulentos por la mayor parte de la comunidad internacional.

El parlamentario europeo asegura haber hablado con el equipo del presidente interino de Venezuela, Juan Guaidó, incluido el comisionado presidencial para las Relaciones Exteriores, Julio Borges, y se le ha autorizado para alertar en su nombre de esta falsa delegación. «Ellos no representan a ninguna oposición venezolana», recalca Leopoldo López Gil.

La sombra de Zapatero
En el correo electrónico, que en la versión en poder de ABC está dirigido a «todos los miembros del PPE en el parlamento Europeo», se indica que la Embajada de Maduro en Bruselas sugiere «la posibilidad de aprovechar al máximo esta extraordinaria oportunidad de que la delegación se reúna con los eurodiputados en Estrasburgo, y considerar una audiencia de unos minutos durante la reunión del Grupo o planificar una reunión conjunta con el grupo de eurodiputados que estuvieran interesados en reunirse con la delegación el 25 o el 26 de noviembre de 2019».

El texto indica que esta visita a Estrasburgo precede a la que pretende hacer la delegación al Vaticano «en los días siguientes».

Según Leopoldo López Gil, también se ha anunciado que esta supuesta delegación visite previamente Madrid. «Un Gobierno, aunque esté en funciones como el de España, que ha reconocido la legitimidad del Gobierno de Juan Guaidó no puede recibir a un representación ilegítima», asegura el eurodiputado popular. «Lo mismo el Parlamento Europeo -continúa-, puesto que declaró ilegítima la usurpación del poder por Nicolás Maduro». A su juicio, «sería un contrasentido que los recibieran como delegados de algo».

A juicio de López Gil, esta iniciativa «obedece a un plan diseñado» por el expresidente del Gobierno español José Luis Rodríguez Zapatero y el diputado venezolano Timoteo Zambrano, del partido Cambiemos Movimiento Ciudadano, también creado en 2018 y que se desmarcó del rechazo de la oposición en el rechazo a las elecciones presidenciales de 2018, que la mayor parte de la comunidad internacional consideró un fraude.

@ABC_Mundo

Comment here