OpiniónPolítica

Opinión: El sistema socialista venezolano no es nuevo, Por Carmen Esperanza Iribarren



El sistema socialista venezolano no es nuevo, muy por lo contrario, tiene 58 años en el poder y más de 80 años que se planificó, sin embargo, tomaré solo un fragmento de esta macabra historia y me detendré en 1989, y más específicamente el 2 de febrero del mencionado año, pues en la madrugada de ese día, hace su llegada triunfal Fidel Castro, dictador socialista de Cuba, quien fuera honoríficamente invitado a la toma de posesión del recién y reelecto presidente Carlos Andrés Pérez, líder de la tolda blanca (Acción Democrática), visita que tenía el siguiente itinerario, entre otros puntos:
2 de febrero: Entrevista de prensa al arribar al aeropuerto internacional “Simón Bolívar”, asistencia al acto de toma de posesión de Carlos Andrés Pérez en la Sala Ríos Reyna, teatro “Teresa Carreño”, entrevista de prensa a la salida del acto de toma de posesión de Carlos Andrés Pérez en el Teatro “Teresa Carreño”, Entrevistas concedidas a la prensa de Costa Rica, España y Venezuela en el Hotel Caracas Hilton, entrevista de prensa concedida a la Agencia ANSA, Caracas TV, Diario Nacional, Diario de Caracas y Radio Caracas Televisión (RCTV).
3 de febrero: Ofrenda floral ante el féretro de Simón Bolívar en el Panteón Nacional, situado en la Parroquia de Altagracia, asistencia a recepción ofrecida en honor a los mandatarios invitados a la toma de posesión de Carlos Andrés Pérez en “La Casona”, residencia oficial de los presidentes venezolanos y entrevista con Nelson Bocaranda, periodista del canal 4 de la TV venezolana.
4 de febrero: Encuentro con personalidades religiosas en el Lobby del hotel Caracas Hilton, encuentro con intelectuales y artistas venezolanos en el vestíbulo del hotel Eurobuilding y entrevista concedida a la prensa nacional e internacional en el mismo hotel.
En esta última rueda de prensa el 4 de Febrero (fecha curiosa), el dictador Castro presentó a la opinión pública una Cuba en la que la Sanidad, la Educación, la democracia y la económia disfrutan de índices del primer y no del Tercer Mundo; se declaró precursor de lo que llamó una “perestroika de la paz en una carta”, sólo comparable por su capacidad de anticipación a las predicciones de Fátima, que envió a Gorbachov en 1985, quien recién había sido puesto como líder soviético en el Kremlim; en definitiva, dio un show mediático muy vigoroso que la opinión venezolana se tragó de forma hipnotizada, lo que nos lleva al tema que quiero mostrar: El Manifiesto de Bienvenida a Fidel Castro.
El “Manifiesto de Bienvenida a Fidel Castro” fue un acta suscrita por 911 “intelectuales, artistas, académicos” de la época dando su máximo apoyo a Fidel castro y su revolución cubana, publicada en el diario “El Nacional” y “2001” el 1° y 3° de Febrero respectivamente, el cual reza lo siguiente:
“Nosotros, intelectuales y artistas venezolanos al saludar su visita a nuestro país, queremos expresarle públicamente nuestro respeto hacia lo que usted, como conductor fundamental de la Revolución Cubana, ha logrado en favor de la dignidad de su pueblo y, en consecuencia, de toda América Latina.
En esta hora dramática del Continente, sólo la ceguera ideológica puede negar el lugar que ocupa el proceso que usted representa en la historia de la liberación de nuestros pueblos. Hace treinta años vino usted a Venezuela, inmediatamente después de una victoria ejemplar sobre la tiranía, la corrupción y el vasallaje.
Entonces fue recibido por nuestro pueblo como sólo se agasaja a un héroe que encarna y simboliza el ideal colectivo. Hoy, desde el seno de ese mismo pueblo, afirmamos que Fidel Castro, en medio de los terribles avatares que ha enfrentado la transformación social por él liderizada y de los nuevos desafíos que implica su propio avance colectivo, continúa siendo una entrañable referencia en lo hondo de nuestra esperanza, la de construir una América Latina justa independiente y solidaria.” . Sin duda alguna, es una obra macabra y sádica para los que conocemos y vivimos la realidad de los pueblos cubano y venezolano, pero, lo que más me preocupa de esto son dos cosas: por un lado, mucho de sus firmantes son hoy “opositores” a la tiranía socialista chavista, la misma que fué asesorada y financiada por el dictador al que ellos le hicieron oda y rindieron homenaje, es decir, que tan “opositores” al socialismo, no creo yo que sean y, por otro lado, y más preocupante aún, es que mucho de estos firmantes son “intelectuales” que dirigen y marcan pauta en el gremio y universidades estatales del país, con lo cual, no nos extrañe que, como le dice Carlos Rangel en su libro “Del buen salvaje al buen revolucionario”:
“ la universidad autónoma latinoamericana no solo hace una contribución insuficiente a las sociedades que la sostienen, sino que no ha sido capaz de idear y proponer (mucho menos en la práctica) un nuevo modelo educativo global, o por lo menos un nuevo estudio superiores adaptado a la realidad latinoamericana”.
Pues 306 (33%) de los 911 firmantes son “académicos” de las principales universidades estatales del país, resaltando 203 (66.33%) “académicos” de la Universidad Central de Venezuela, con lo cual no se nos hace raro que en 1976 se organizara una quema en la plaza central de dicha universidad del libro de Carlos Rangel, libro que desmontaba el discurso socialista en el país y el continente, evidenciando así el carácter socialista de dicha universidad, corrigiendo su lema: “la casa que crea las sombras”.
Seguida por la Universidad de Los Andes, quien tiene 29 (10%) firmantes, universidad de la cual salió el libro “En defensa de los insurrectos” de Alberto Arvelo Ramos, en el cual hace defensa al golpe de estado de Chávez y al socialismo, además de ser la casa de estudio de notables delincuente socialistas como Rafael Ramírez Carreño, Tareck El Aissami, Adán Chávez, Luis Tascón, José Vicente Rangel, Asdrúbal Chávez, entre otros.
Sabemos ya que nuestra “elite intelectual” venezolana tiene un pasado oscuro que tratan de ocultar en el presente que ellos, en aquel entonces, apoyaron. Pero esto no queda así, hay otros nombres de artistas, escritores, investigadores, que son referente actualmente en las academias y algunos de ellos están en la “oposición” (algunos de los que aún viven) pero que inclinan la balanza al sistema socialista, como, por ejemplo: Ángel Eduardo Acevedo (N°3), Alfredo Armas Alfonso (N°49), Alberto Arvelo Mendoza (N°57), Aquiles Báez (N°73), Manuel Caballero (N°145), María Teresa Castillo (N°191), Edmundo Chirinos (N° 214), Elba Escobar (N°278), Kiddio España (N°279), Elizabeth Fuentes (N° 311), Jorge Giordani (N°347), Earle Herrera (N°403), Francisco Herrera Luque (N°407), Aníbal Nazoa (N°569), Inés Quintero (N°670), Valentina Quintero (N°672), Pedro Rincón Gutiérrez (N°693), Cecilia Todd (N°826) y Pedro León Zapata (N°911) son alguno de los firmantes referentes y algunos activos hoy día.
Para sorpresa de muchos, alguno de los nombres mencionados, actualmente apoyan a la Mesa de la Unidad Democrática (M.U.D), coalición formada por un viejo y rancio partido socialista desde sus inicios llamado Acción Democrática y sus hijos políticos: Voluntad Popular y Un Nuevo tiempo. Los tres partidos antes mencionados, pertenecen a la internacional socialista, pero esto es un tema que luego desarrollare a profundidad, lo importante es resaltar el carácter socialista de la “oposición” venezolana y su guabinoso actuar en estos 20 años de tiranía y más recientemente, con su nuevo líder mesiánico Juan Guaido, el cual irrumpió el escenario político venezolano en enero del presente año, con la promesa de derrocar la tiranía, pero, para los que sabemos la historia de sus partidos y sus círculos de influencia, sabíamos que a nada llegaría. Hoy por hoy a los 32 años del “Manifiesto de Bienvenida a Fidel Castro”, Venezuela sigue el “anhelado ejemplo que Cuba nos dio” según sus 911 firmantes, es decir: el socialismo puro y duro, tanto por parte de la tiranía como de la falsa oposición, hambre, miseria, pobreza, muerte, suicidio, frustración, odio, exilio, desapasiones y el peor de todos los males, la ignorancia de un pueblo que siguen como ovejas a sus verdugos directo al matadero.
Solo espero y quiero creer, que no es tarde, que abrirán los ojos y se darán cuenta de quienes son los buenos y los malos, que sus mentes romperán los muros creados por la nefasta educación estatal y se levantará una generación libertaria en su sentido político estricto de la palabra y reformara todo lo que, malamente, hasta hoy tenemos como sociedad.

www.caigaquiencaiga.net no se hace responsable de las opiniones expresadas en los artículos, ni de los comentarios emitidos por nuestros lectores, quedando entendido que son de entera responsabilidad de sus autores.

Comment here

A %d blogueros les gusta esto: