#NoticiaReligión

Opinión: Formación del remanente, Pastor, Germán Núñez Mejías

.

Es progresiva, individual y persistente.
En Proverbios 4:18 está escrito:
“Mas la senda de los justos es como la luz de la aurora, Que va en aumento hasta que el día es perfecto”. Los justos son las personas que han sido justificadas por Fe. Han sido hechos libres, han sido comprados con el precio de la sangre que Jesucristo derramó en la cruz del Calvario.

En calidad de justos, se comienza a transitar por la senda que ha sido trazada para llegar al esplendor del Sol de justicia. Ya las herramientas se nos entregó y somos responsables de usarlas, de movernos con esos recursos divinos, recursos de luz, para no salirnos de esa senda.

La aurora se inicia cuando las tinieblas decaen y una luz tenue se asoma en el firmamento. Ese pequeño resplandor va en aumento, hasta que el día se manifiesta por completo. El apóstol Pablo escribe que somos del día. Somos hijos de luz. El profeta Malaquías dijo: “A vosotros que teméis mi nombre nacerá el sol de justicia”.

No se es remanente solo por haber sido salvos, por haber sido justificados, sino por haber decidido correr con paciencia la carrera que tenemos por delante, puestos los ojos en el autor y consumador de la Fe.

Comment here

A %d blogueros les gusta esto: