Opinión

Opinión: Siembra vientos y recoges tempestades Por Italo Del Valle Alliegro

Resentimientos, odios y envidias siguen vigentes en nuestra sociedad, los vivimos a diario en las Juntas de Condominio, Asociaciones de Vecinos, Sociedades de Padres y Representantes, así como en Clubes, Partidos Políticos y otros escenarios de la vida civil.

Es increíble, pero aquí cualquiera habla mal de cualquiera, lo involucran en falsos actos delictivos y hasta le siembran cualquier cosa para perjudicar su liderazgo y su familia.

Nuestra sociedad está podrida y requiere un cambio urgente, una siembra de principios y valores que debe iniciar ya desde las escuelas, universidades, medios de comunicación, instituciones, empresas y redes sociales. Venezuela clama Justicia y Paz.

Recordemos lo ocurrido con CARLOS ANDRÉS PÉREZ:
¿Memorias de un fracaso…?

30 años perdidos.

El presidente Pérez al llegar a su segundo gobierno traía un plan de modernización, liberalización de la economía venezolana, dependiente de la renta petrolera.

Se terminaría la era de los subsidios, de las empresas propiedad del Estado. Por primera vez desde 1961 se puso en vigencia las garantías económicas, suspendidas por durante 28 años.

Venezuela se preparaba para la globalización, contaba con un equipo tecnocrático formado en las mejores universidades del mundo.

El grave problema de CAP fue sobrevalorar su liderazgo y creer que tenía suficiente fuerza para imponer esta reformas sin buscar un pacto de gobernabilidad.

El plan de CAP no le gustó a nadie, los enemigos históricos del presidente vieron la oportunidad de hacer una alianza entre la clase empresarial que no quería correr riesgos al tener que entrar en el mercado y la competencia, la clase política que no fue consultada por CAP y la izquierda tradicional aprovechó la brecha. !!!

Todos “Los Notables” y los “Tira piedras de la UCV”, los grandes empresarios y los informales crearon un clima de opinión hostil a lo que llamaban el “paquete neoliberal”, el cual jamás se pudo aplicar.

Los grandes medios de comunicación, su partido A.D. dirigentes como Henry Ramos Allup, Rafael Caldera, José Vicente Rangel, Marcel Granier, Gustavo Cisneros y otros, hacen una “santa alianza” contra CAP y su gobierno.

Se produce un “sacudón” en la vida venezolana con saqueos y muerte que abrió la Caja de Pandora.!!!

El Fiscal General de la República Ramón Escobar Salóm con viejos resentimientos contra CAP presiona, la CSJ con el visto bueno de AD inicia un juicio acusándolo por corrupción por al manejo de la partida secreta en el orden de los 250 millones de bolívares utilizados con el fin de ofrecer respaldo a la Democracia en Nicaragua para salir del gobierno de la revolución sandinista.!!!

La mesa estaba servida, el Congreso Nacional lo suspende del cargo por 90 días, después declaró vacancia absoluta y lo destituyó de la Presidencia sin tomar en cuenta los argumentos de la defensa, ni las garantías constitucionales.

De esa manera lo condenaron a 28 meses de pena privativa de la libertad.

Lo recluyeron en el retén policial de El Junquito y 3 meses después, en razón de la edad, le dieron casa por cárcel.

Carlos Andrés víctima de esta conspiración de intereses, respetó las decisiones, pudo buscar el apoyo militar y declararse dictador, pero demostró que era un demócrata que respetaba las instituciones y acataba aunque no estaba de acuerdo. Imaginen una situación como esta hoy.

Finalmente fue absuelto del delito de peculado, pero lo condenaron a 2 años y 4 meses por malversación genérica, no por los 250 millones de bolívares convertidos en 17.2 millones de dólares de la partida secreta. Lo condenaron por haber dispuesto una misión a Nicaragua de integrantes de la Policía Metropolitana, encabezada por Freddy Bernal jefe del Grupo Zeta para la protección y custodia de doña Violeta Chamorro en 1990, que se tasó en forma inexplicable en 600 mil dólares.

Pérez resistió al “Caracazo” y a dos intentos fallidos de golpe de Estado, “pero sucumbió ante un golpe civil que tenía un objetivo muy claro: Sacarlo del gobierno y destruir los partidos políticos.”

Cada quien jugó a sus intereses, pusieron por encima de los intereses nacionales sus planes políticos y económicos, privaron los resentimientos, los odios, la envidia, se perdió la oportunidad de haberle dado a Venezuela un giro en su economía que hoy todavía está pendiente, no hubiésemos llegado a este desastre y no hubiésemos ahorrado tantos males.

Los pueblos se equivocan y el golpe civil contra CAP fue un grave error histórico que nos hundió en el peor fracaso de la historia de Venezuela.

Fracasó el proyecto modernizador, fracasaron los conspiradores porque trabajaron para Chávez, fracasó Chávez porque trabajó para Fidel Castro.

Venezuela se hundió en un tremedal del cual no sale todavía. Se perdió una generación y la otra se desplazó al exilio, una tragedia innecesaria producto de la miopía y la necedad del liderazgo

Se destruyó el sistema democrático, se derrumbó la economía, se entronizó la mediocridad como forma de gobierno, se potenciaron todos los males que engendra el odio y la violencia y lo peor todavía no aprendemos de tan nefastas experiencias.

Somos testarudos y contumaces en meter la pata y culpar a factores externos a nuestra responsabilidad.

Todavía estamos discutiendo si el Estado debe ser el propietario de 500 empresas en quiebra.

Todavía le tenemos miedo a la competitividad, creemos que la propiedad del Estado de la industria petrolera es inmodificable, aceptamos que el Estado se meta hasta en nuestras forma de comer, qué comer y cuándo.

Todavía se cree que regulando los precios se puede controlar la especulación, que un aumento de jajaja salario por decreto puede ser más efectivo que la productividad. Males que hacen inviable cualquier proyecto de País.

Tenemos 30 años perdidos, los cuales nos han hecho retroceder al menos unos 60 años.
P/
Ítalo Del Valle Alliegro

Comment here

A %d blogueros les gusta esto: