#NoticiaInternacionalesSucesos

Una pelea hizo viral un video entre policías de Miami-Dade y civiles desatando gran polémica

Cuatro agentes de la Policía del Condado Miami-Dade (MDPD) fueron reasignados a trabajos administrativos después de que una parada rutinaria de tráfico se convirtió en una violenta pelea que terminó con cuatro arrestos.

Los videos de los arrestos se volvieron viral, y muchos comentaristas argumentaron que se trató de brutalidad policial. El sindicato de la policía, sin embargo, dijo que el comportamiento de los agentes no merece ningún tipo de medida disciplinaria.

En los videos, que filmó un transeúnte y ya han sido vistos miles de veces en las redes sociales, aparecen más de seis policías de Miami-Dade cuando tratan de detener a un hombre afuera de una tienda en el área de Goulds, en el sur de Miami-Dade en las primeras horas del viernes, mientras una multitud los rodea vociferando y gesticulando.

Los agentes le lanzan puñetazos al hombre mientras este se resiste a ser arrestado, puede verse en el video que se colgó en el portal Only in Dade. En determinado momento en medio de la reyerta, un arma de fuego cae al suelo, y uno de los agentes se apodera de ella. No se sabe con certeza de quién era el arma.

Entre los miles de comentarios que se colgaron en las redes sociales, algunos elogiaron a los agentes por tratar de arrestar al hombre, en tanto otros dijeron que la policía usó demasiada fuerza.

Steadman Stahl, presidente de la Asociación Benevolente de la Policía de Miami-Dade, dijo que no veía nada indignante en el video como para justificar algún tipo de medida disciplinaria. Stahl agregó que los agentes se asignaron a labores de oficina mientras se investiga el incidente, ya que los videos aparecieron en muchas redes sociales.

“Hay que mirar el caso de South Beach. Si todo el país no hubiera visto una y otra vez lo que pasó allí, probablemente no se habría emitido un toque de queda”, dijo Stahl. “Cuando alguien no quiere que lo lleven a la cárcel y opone resistencia, la cosa se pone fea. Respaldamos 100 por ciento a nuestros agentes, y en realidad no veo el motivo para que lo sucedido lleve a un castigo”. 

Por su parte, la Policía de Miami-Dade dio a conocer un comunicado donde dice: “En nuestros incansables esfuerzos para tener una transparencia total, de inmediato comenzamos una investigación de asuntos internos sobre lo ocurrido con nuestra Oficina de Quejas Profesionales. Los agentes que se vieron involucrados en la pelea fueron reasignados a labores administrativas. Seguiremos evaluando este caso, en tanto continúa la pesquisa de asuntos internos”.

El comisionado de Miami-Dade Kionne L. McGhee, que representa el sur del condado, sacó a la luz una declaración el viernes por la noche: “Varios videos de los arrestos han desatado grandes preocupaciones en nuestra comunidad. Mientras se sigue investigando el suceso, los siguientes pasos se han dado: 

▪ Una investigación de asuntos internos.

▪ Los agentes fueron asignados a labores administrativas, mientras dure la investigación.

▪ Todas las personas tendrán la oportunidad de que se les escuche. 

Cargos contra los cuatro hombres

El aparatoso altercado se produjo luego de una simple parada de tráfico. En varios reportes de arresto se habla de una situación de caos cuando los agentes trataban de arrestar a los sujetos, ya que algunas personas que integraban una multitud se involucraron en la pelea, y posteriormente se confiscaron tres armas de fuego. La policía arrestó a cuatro hombres: Javaris Swanson, de 29 años; Quinton Price Charles, de 19 años; Ahmed Wadi, de 48 años; y Ramzi Wadi, de 19 años.

Swanson fue acusado de posesión de un arma de fuego por un delincuente convicto, resistirse a un agente de la ley sin violencia, y conducir imprudentemente. En el 2021 fue arrestado acusado de vender cocaína, agredir a un agente de la ley, y resistirse al arresto con violencia. 

Charles fue acusado de posesión de un arma de fuego por un delincuente convicto, resistirse a ser arrestado por un agente de la ley con violencia, posesión de cannabis, y resistirse a ser arrestado sin violencia. 

Ahmed Wadi fue acusado de resistirse a ser arrestado por un agente de la ley con violencia, agredir a un agente del orden público, y tener consigo un arma de fuego en el momento de cometer un delito grave. Ramzi Wadi, el hijo de Ahmed, fue acusado de robo en menor cuantía, resistirse a ser arrestado por un agente de la ley con violencia, y de agredir a un un agente policial.

Todo comenzó con una parada de tráfico

Poco después de la medianoche del jueves —a las 12:04 a.m. del viernes— los patrulleros A. Aguiar y E. González, que forman parte del equipo de Delitos Violentos del Distrito Sur de la MDPD, vieron a un Honda Accord de color azul cuando no se detuvo en dos letreros de STOP en Old Cutler Road, y se desplazaba por un campo abierto ubicado en la avenida 111 del SW, según el reporte del arresto.

Ambos agentes siguieron al vehículo hasta un estacionamiento localizado en el 22339 SW 112 Avenue, y activaron las luces y las sirenas. En el lugar, había varios autos y personas.

El conductor, Swanson, y el pasajero, Charles, se bajaron del automóvil sin que los agentes Aguiar y González les indicasen que lo hicieran. Una mujer estaba en el asiento trasero y los dos agentes le dijeron que se bajara del auto, lo que hizo. 

Tras un registro del auto, se encontró un arma cargada en la guantera.

Los agentes le dijeron a Swanson y a Charles que regresaran al auto, pero desobedecieron la orden. Con los dos hombres y la mujer de pie al frente del auto patrullero, los agentes pidieron que se les enseñaran las identificaciones. 

Swanson titubeó para mostrarle al detective Aguiar su identificación, y finalmente, se negó a hacerlo, al tiempo que empezó a caminar, dijo la policía. Aguiar le dijo que se detuviera. 

Entretanto, el detective González le dijo a Charles que regresara a su vehículo, pero en lugar de hacerlo, se tornó “visiblemente agitado” y comenzó a alejarse del auto. En ese momento, González trató de arrestarlo. 

Según dijo la policía, Charles se resistió al arresto, tensó los brazos y escurrió el cuerpo. Charles terminó siendo arrestado y sentándose en el suelo. 

Preocupación por arma dentro del auto

Después de ello, la mujer intentó volver al auto. El detective González corrió hacia ella y le dijo que se detuviera, ya que podría haber armas dentro del vehículo, de acuerdo con el reporte.

La policía dijo que de nuevo Charles se “alteró”, se puso de pie, y “agresivamente” se acercó a González. Entonces, sobrevino una pelea cuando González trató de sentar a Charles en el suelo. 

En un momento dado, Charles se lanzó contra González, empujándolo contra el capó del auto patrullero.

Mientras la pelea seguía, Charles se subió encima de González que estaba contra el capó. Por fin, los agentes lograron sentar a Charles en el patrullero.

En el reporte no se indica si Charles estaba esposado. 

Los agentes J. Marcano y B. Guillén llegaron como refuerzo, y encontraron que una “multitud agresiva estaba rodeando a los detectives Aguiar y González”, dijo la policía.

En la confusión, Swanson se echó a correr. Guillén y Aguiar se lanzaron tras él, desatándose una gran pelea cuando lo alcanzaron.

Mientras ambos intentaban controlar a Swanson, dijo la policía, Ramzi Wadi sujetó a Guillén por detrás, y en la refriega, la cámara corporal del agente cayó al suelo.

Marcano le agarró a Ramzi Wadi las muñecas, y Ramzi lo empujó, se dice en el reporte policial. Luego, Wadi le lanzó un golpe a la cara de Marcano, pero lo falló. Tres agentes arrestaron a Wadi. 

Cuando Marcano trataba de arrestar a Ramzi Wadi, su padre —Ahmed Wadi— empujó a Marcano y le dijo: “¿Qué le estás haciendo a mi hijo?”, de acuerdo con el reporte. 

Mientras intentaban arrestar a Ahmed, se percataron de que este tenía un arma en el bolsillo derecho del pantalón. Tras un “breve forcejeo” también terminó arrestado.

La mujer no fue arrestada.

Traducción de Jorge Posada

Fuente ENH

Comment here

A %d blogueros les gusta esto: