Caiga-Quien-Caiga-Tu-fuente-de-noticias
#NoticiaSucesos

Autoridades entretenidas con el «diálogo y primarias» y HAMPA DESATADA con el cobro de vacunas

Foto de uno de los delincuentes

Los delincuentes que la tarde de ayer viernes atentaron contra el hipermercado La Gran Avenida de Ciudad Ojeda, lanzando una granada y disparando a diestra y siniestra contra un grupo de personas que hacían compras en ese local comercial, quedaron registrados por cámaras de seguridad.

En las imágenes se muestra el momento en que llegaron al sitio, portando armas largas y usando vestimentas similares a las usadas por el Sebín.

Al ingresar comenzaron a disparar y las balas alcanzaron al comisionado agregado, José Hernández, jefe de  la Inspección para el Control de las Actuaciones Policiales (Icap), quien tras la balacera, fue llevado a un centro asistencial de esa localidad del municipio zuliano, Lagunillas, pero murió al ingresar a la sala de emergencia.

Vestian de SEBIN

Los sujetos quienes al parecer vestían prendas alusivas al Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) ultimaron a tiros a un comisionado de la Policía del municipio Lagunillas (PoliLagunillas), durante un hecho que se registró dentro del Hipermercado Gran Avenida, en la Costa Oriental del Lago (COL).

La víctima, el comisionado agregado José Gregorio Hernández Bracamonte, se encontraba dentro del establecimiento ubicado en Ciudad Ojeda, cuando los hombres, quienes según testigos lucían vestimenta alusiva al Sebin, penetraron en el local, desenfundaron sus armas de fuego, sometieron a los presentes, y al visualizar al funcionario abrieron fuego en su contra, para dejarlo herido de gravedad.

Una vez que cometieron el crimen, los individuos abordaron una camioneta Cherokee de color oscuro y una Dodge Ram, para huir del sitio, según se conoció.

A Hernández Bracamonte lo trasladaron hasta un centro asistencial cercano, donde falleció.

El grupo de sujetos, al parecer miembros de una banda que extorsionaba al dueño del hipermercado, llegó a ese lugar en una camioneta Cherokke, color gris y una Dodge Ram, blanca.

Foto Comisionado agregado, José Hernández

Presencia del comisionado: Explicación

Es del conocimiento público, que una gran parte de funcionarios de seguridad, policías y guardias nacionales, entre otros, completan los insuficientesingresos que tienen vía nóminas, a través de la prestación de servicios de seguridad, a emprsarios y comerciantes. Salarios extras que muchas veces alcanzan los 300 dólares. Incluida la pistola que el estado les permite usar. Los secretarios y jefes de seguridad lo saben y lo callan. Muchas veces hasta ayudan al cuerpo esos comerciantes, con el suministro de bienes y servicios.

Tampoco es nuevo este fenómeno. Desde el gobierno de Arias Cárdenas viene sucediendo y nunca será admitido.

El episodio causo alarma y temor, no sólo entre quienes allí se encontraba sino en todo el municipio. Trascendió que el jefe policial era amigo del propietario del establecimiento y colaboraba con este en labores de seguridad.

Se dijo que en el tiroteo resultaron heridas otras personas pero esa versión aún no ha sido corroborada. Tras el atentado, comisiones policiales y militares acordonaron las salidas y entradas de varios municipios de la Col, principalmente en Lagunillas y Simón Bolívar.

Otro más

La acción criminal de esas bandas de extorsionadores en el Zulia parece no tener fin. En menos de 48 horas han protagonizado dos incursiones que han dejado dos personas asesinadas y varios heridos. El pasado miércoles, otro grupo de extorsionadores atacaron a tiros el negocio Licor Zone, en la avenida Delicias de Maracaibo, dejando un empleado muerto y otro herido de gravedad.

En esta camioneta Cherokee, llegó parte del grupo de criminales

Lo preocupante es el silencio de las autoridades y los líderes políticos ante hechos similares, que son el pan nuestro de cada día en el estado.

Comment here

A %d blogueros les gusta esto: