#NoticiaNacionales

Edgar Zambrano de AD-RamosAllup: Está a favor de incluir a otros partidos en el presunto diálogo de México

El vicepresidente nacional de AD “en resistencia” dijo que la solicitud de Avanzada Progresista de ser incorporados a la delegación de la oposición en México “podría ser porque el país es variopinto”. Sin embargo, descartó de plano considerar la propuesta de militantes de base adecos de reunificar el partido a través de una elección interna amplia, que integre al ala de Henry Ramos Allup y la de Bernabé Gutiérrez.

Incorporación de otros factores políticos al diálogo en México “no va en contra de la lógica”, dice Edgar Zambrano

Caracas. Edgar Zambrano, vicepresidente nacional de Acción Democrática leal a Henry Ramos Allup, autodenominada AD en resistencia, considera que la solicitud de Avanzada Progresista de ser incorporada como parte de la delegación de la oposición en las negociaciones en México, no debe ser descartada a priori.

“¿Que se puedan integrar otros factores al esquema de negociación en México? Podría ser. Podría ser porque el país es variopinto en su esencia democrática. La propuesta no va en contra de la lógica”, dijo a Crónica.Uno.

Ese carácter “variopinto” al que se refiere Zambrano es justamente uno de los argumentos de AP para basar su petición. El partido liderado por Henri Falcón señala que luego de las elecciones de noviembre pasado el G4 y la MUD obtuvieron menos del 40 % de los votos emitidos por la oposición, mientras que el resto fue a parar a otras tarjetas y alianzas distintas a ese bloque.

Actualmente la delegación opositora en México que actúa en nombre de la Plataforma Unitaria, tiene representantes de AD “en resistencia”, Primero Justicia, Voluntad Popular, Un Nuevo Tiempo, La Causa R (partidos minoritarios) y la sociedad civil.

Tampoco un poliedro

Edgar Zambrano advirtió que si bien la ampliación o reestructuración de la delegación podría ser estudiada, habría que tener en cuenta que por razones de funcionalidad no sería posible incorporar un representante de todos los partidos y todos los sectores que adversan a Maduro.

“Hay que darle a esto la trascendencia necesaria para no convertir el proceso de negociación en un poliedro porque eso no tendría ningún resultado; pero sí valorar mecanismos de integración y de comunicación que pudieran constituirse para informar a los diversos sectores, partidos, banca, gremios, etcétera, el avance, el estatus de estas negociaciones”, señaló el dirigente.

Precisamente, la construcción de ese espacio de consulta e integración de los diversos sectores de la sociedad venezolana a las negociaciones en México es una de las tareas que quedó pendiente en octubre, cuando la delegación de Maduro se levantó en protesta por la extradición del empresario colombiano Alex Saab a Estados Unidos.

Tenemos que ganar la confianza de los venezolanos en este mecanismo pacífico de resolución de la crisis. Que el venezolano vea allí una vía constitucional y no violenta”, acotó.

Descartó propuesta de reunificación

Edgar Zambrano refrendó que la prioridad de la oposición en este 2022 tiene que ser la reorganización y la unidad con la mirada puesta en las elecciones presidenciales que constitucionalmente corresponden para el año 2024.

Tenemos que instrumentar un proceso de reingeniería política y construir los escenarios que nos permitan potenciar la unidad y las opciones de triunfo frente a los próximos procesos electorales, en particular el presidencial”, dijo.

Si bien Zambrano está abierto a considerar la solicitud de Avanzada Progresista, descartó de plano la propuesta de un grupo de militantes de base de AD, encabezados por Joel Román, de conformar una comisión electoral integrada por representantes de Bernabé Gutiérrez y Henry Ramos que fomente una elección interna abierta a toda la militancia y propicie la reunificación del partido.

“En este momento no veo viable esa propuesta”, respondió de manera tajante.

Dijo que su partido no puede “bajo ningún concepto” prestarse para avalar de manera indirecta el atropello del que fueron objeto en 2020 cuando el TSJ le arrebató los símbolos y la conducción de la organización a sus dirigentes legítimos.

“Eso nos desdibujaría en el contexto de la historia política. Una organización que salió de la ruralidad a la modernidad, que se hizo gobierno, que fomentó la alternancia en el poder, que construyó este país, no puede hoy prestarse para traicionar aquella historia y aquel legado, a través del aval de la judicialización y de la criminalización”, afirmó.

Con información de Cronica.Uno

Comment here

A %d blogueros les gusta esto: