#Noticia

Opinión: La Polarización de la Política, mito o realidad, Por Coromoto Díaz

La mejor forma de manipular a la población es fabricando dos grupos que se oponen. Ambos grupos son controlados por el que quiere manipular a toda la sociedad.

El truco para llevarlos a todos, los de un lado y los del otro consiste en enfrentarlos y cuanto más radical sea el enfrentamiento, más se posicionarán los miembros de esos grupos con su líder, cuando esto ocurre, los miembros de cada grupo serán cada vez menos críticos con las cosas negativas que hagan los de su grupo y por lo tanto, admitirán la corrupción de los de su grupo, a líderes dictatoriales de su grupo, las acciones violentas de su grupo, etc, porque ellos entienden que son atacados por los del otro grupo y no deben enfrentarse ni criticar ni tener en cuenta las cosas negativas que hagan sus líderes. Además, cuando se polariza a la sociedad se consigue otra cosa que también es muy importante y es la de robar protagonismo a otras ideologías, grupos sociales, políticos o lo que sea, con lo que el país solo estará pendiente de los ataques de unos contra los otros, con lo que muchas cosas muy importantes pasarán desapercibidas para la masa, consiguiendo el monopolio de la atención y en ese punto y controlando a ambos grupos, se puede llevar a la población a cualquier punto, como por ejemplo que admitan pérdidas de derechos, que no se tenga en cuenta la corrupción, que nadie pida responsabilidades sobre la gestión de la economía, el endeudamiento, la especulación de vienes de primera necesidad, la pérdida de derechos laborales, etc, porque la sociedad estará más pendiente a los insultos y descalificaciones del oponente, que en como dije, lo que ocurre y ocurre para el perjuicio de la población en general, que no se da cuenta de como son manipulados.

En realidad a los manipuladores les da igual quien gane, porque los dos extremos los controlan ellos, así que cuando interesa que gane uno o el otro para imponer políticas liberales o ultra liberales que perjudican a la mayoría de la clase trabajadora, que es la mayoría de la población y de hecho, a estos poderes que polarizan en dos extremos la opinión pública, no les interesa que ninguna de las dos opciones sea la vencedora, porque entonces la atención de la población se fijará en solo el extremo ganador y en ese punto la población ya deja de ser manipulables.

Por poner un ejemplo. El fascismo y el comunismo muy posiblemente han cumplido este objetivo y el perdedor ha sido la clase trabajadora de una u otra forma, mientas que los manipuladores siempre han ganado, porque a ellos nadie les cuestiona y como dije, gane quien gane va a dar igual, porque los manipuladores controlan a los dos extremos, porque los manipuladores han sido quienes han fabricado esas dos opciones.

Ejemplo, cuando dos grupos están igualados en sus fuerzas y opuestos tirando de una cuerda, es muy fácil moverlos a todos aplicando un poco más de fuerza de un lado que de el otro, es decir, que con una mínima fuerza se puede mover a un gran grupo de personas, pues en eso se basa la técnica de la polarización, en mover a la gente usando un mínimo de fuerza.

Comment here

A %d blogueros les gusta esto: