#NoticiaOpinión

VERDADES Y RUMORES Por Darwin Chávez: Y lo hicieron de nuevo, el G4 siendo el G4

AL CIERRE. Me llega una información de última hora y es que al parecer viene una acción judicial contra el alcalde de Cabimas, Nabil Maalouf. ¿Por qué? Por jun caso que comento más adelante en esta columna.

¿CASUALES O PREMEDITADOS? Y de nuevo una gira de Juan Guaidó se ve “favorecida” por ataques de las hordas violentas del chavismo. En el caso de los dos sucesos ocurridos en Maracaibo no tengo la menor duda, a partir de la información recibida, que fue coordinada y financiada desde Voluntad Popular para inyectar algo de oxígeno a un Guaidó, quien sigue muy desgastado luego de más de tres años del interinato y con un discurso cansón y poco convincente. El hecho que fueran organizados dos actos en sectores controlados por el oficialismo y que uno en especial tiene serias limitaciones de acceso (Santa Rosa) en un caso de emergencia, demuestran que tenían planeado los ataques. En el caso de Cojedes puede parecer más casual porque ocurrió en un restaurante y no en un acto político. Ahora bien, un meticuloso lector me envía el siguiente mensaje: “Si analizas bien esos ataques podrás llegar a la conclusión que no solo a Guaidó le convienen esas acciones violentas. Pregúntate a ti mismo a quien del chavismo le conviene oxigenar a Guaidó”. Luego de esa reflexión llegué a la conclusión de que a Diosdado le convendría inflar a Guaidó, como contrapeso a la jugada de Maduro con Manuel Rosales para que este sea el candidato presidencial del G4 para las elecciones del 2024. ¿Hay una alianza de Cabello con JG? No tengo evidencias de ello, pero de repente recordé aquella reunión “secreta” entre ambos en el Hotel Lido en Caracas, que tanta polémica generó en los primeros días del interinato. Por otro lado, Diosdado disfrutaría muchísimo que Guaidó ganara las primarias opositoras, por el simple hecho de perturbar las ansias de poder de Leopoldo López. Y por casualidad 24 horas antes de publicarse esta columna, Cabello acusa a Guaidó de provocar las agresiones en la calle. Esperemos a ver qué más ocurre en las giras de Guaidó.

¿CAMBIO? NO HAY. Aquella leve esperanza de que el G4 estuviera pensando en un cambio de comportamiento, a partir de las reuniones y ofrecimientos que ha hecho Omar Barboza, como secretario ejecutivo de la Plataforma Unitaria, a otros sectores opositores, se terminó desvaneciendo. ¿Por qué? Porque al final terminaron aprobando en la Comisión Delegada de la AN2015 el mamotreto que han denominado: “Acuerdo en seguimiento, protección y defensa de los activos de la República en el extranjero recuperados por el Gobierno Encargado de Venezuela”. No solo el documento, sino el procedimiento, tienen varios puntos muy criticables. Lo primero es que prepararon el acuerdo en absoluto secreto hasta el punto de que los integrantes de la Comisión Delegada conocieron el proyecto poco antes de iniciar la sesión, razón suficiente para que no tuvieran el tiempo de leerlo con calma y hacer las observaciones. Esa conducta denota que tenían demasiado apuro por aprobar el acuerdo, sin que existiera mucha oposición al mismo. La lógica señala que si querían aprobar por amplio consenso el acuerdo, lo debieron haber distribuido con suficiente anticipación. El apuro da a entender que quieren ocultar mucho más que la aprobación de un documento. Pero incluso, desoyeron todas las recomendaciones del Procurador Especial, Enrique Sánchez Falcón, quien 24 horas antes había alertado sobre la inconveniencia e inconstitucionalidad de dicho acuerdo mediante un comunicado que hizo público.  En el oficio PER-P-114 que tiene fecha del 13 de julio de 2022 resaltan estas frases. En primer lugar se refiere al acuerdo como un “documento que ha circulado entre funcionarios de la institucionalidad interina”, lo que permite inferir que tuvieron acceso no oficial al proyecto que se votó, porque nunca lo recibieron para su revisión y opinión final. El Procurador especial además considera innecesario e inconveniente que se pretenda declarar en proceso de reorganización a todos los órganos descentralizados del gobierno interino alegando que: “Existe una diversidad de organismos con respecto a los cuales no hay ningún señalamiento fundado de irregularidades en su funcionamiento”. En relación con esta opinión luego cita a PDVSA y CITGO como dos supuestos ejemplos de “buen funcionamiento”. Agrega que del otro lado está Monómeros a cuya administración se “imputan actuaciones indebidas”. En el caso de Monómeros, el señor Sánchez Falcón confirma la exigencia de EEUU de resolver los problemas en Monómeros, tal como lo revelamos en esta columna“La Oficina de Control de Activos en el Exterior de la Secretaría del Tesoro de Estados Unidos (OFAC), ha exigido la reestructuración de esta empresa como parte de sus actividades encaminadas a sancionar a gobiernos incursos en corrupción. Inclusive revela que en una versión anterior del acuerdo habían dedicado varios artículos a la urgente remoción de los directivos de Monómeros, pero eso desapareció en la versión final discutida por la Comisión Delegada. Apunta Sánchez Falcón que el Consejo Nacional de Protección de Activos en el Extranjero, no solo interfiere en los procesos de las organizaciones que funcionan correctamente, sino que adicionalmente “incrementa los costos de la burocracia interina, sin que exista la disponibilidad presupuestaria requerida”. Luego hace hincapié en un asunto muy delicado: “La creación del Consejo al que nos referimos, con sus facultades de intervenir en cualquier nivel de las cadenas corporativas y en las cabezas de los conjuntos de empresas, sin respetar la autonomías de los entes descentralizados, otorga argumentos irrebatibles para que los acreedores de la República aleguen la figura del “alter ego”, la cual les permite levantar el velo corporativo que protege a los entes descentralizados de las obligaciones que ha asumido o que asuma irresponsablemente el régimen de Maduro”. Seguidamente ratificó que la AN2015 se ha negado a aprobar las solicitudes de recursos para pagar los bufetes que representan a Venezuela en los litigios por las expropiaciones ejecutadas por Chávez: “En el proyecto de Acuerdo se expresa reiteradamente el propósito de velar por la protección y rescate de los activos del Estado venezolano en el exterior. Pero resulta sorprendente que ese acto provenga del mismo órgano legislativo que se ha negado hasta ahora a considerar los requerimientos que ha hecho en múltiples ocasiones la Procuraduría Especial de la República de que apruebe el presupuesto de litigios. Es bueno recordar que por falta de pago a los abogados que defienden los intereses venezolanos, en varios juicios se ha declarado el default por ausencia de representantes del país. Luego de revisar con pinzas el oficio del Procurador queda claro que el G4 maniobró para aprobar a troche y moche el acuerdo, sin prestar atención a las recomendaciones de ese organismo, ni mucho menos de los diputados que salvaron su voto. Pero además resalta como la OFAC presume que hay corrupción en el gobierno interino y quiere actuar en consecuencia, razón por la cual colocaron un ultimátum al interinato para resolver el affaire en Monómeros. ¿Quieren otro llamativo detalle? Pues que con este acuerdo violentan el decreto N° 38 firmado por Juan Guaidó a finales de 2021, en el cual se ordena la reestructuración total de Monómeros, además de la realización de una auditoría. Ninguna de ambas cosas se realizó. ¿Quieren otro detalle insólito? Pues que dicho acuerdo no tuvo proponente ya que ningún diputado de “oposición” quiso asumir ese desafío. Nadie lo presentó, no hubo una verdadera discusión y finalmente fue aprobado. En síntesis, el G4 no cambia y sigue con el mismo comportamiento que genera dudas razonables. En fin, es el G4 siendo el G4.

ON FIRE. La casita de Un Nuevo Tiempo en el Zulia está que arde ante las diferencias internas. Las cosas van por muy mal camino por los errores de Rosales, pero sobre todo por la designación de Nora Bracho como presidenta encargada, quien no cree en el consenso, sino en la imposición y por eso hace tan buena liga con Zulay Medina y el resto del “Comando Colesterol”. En consecuencia se aproxima un terremoto interno que ni Rosales, ni mucho menos la señora Bracho pudieron ver producto de la ceguera que da el poder. Revisemos dos casos puntuales. En el III Congreso Ideológico y Programático que se realizó el pasado sábado, la noticia más comentada no fueron los temas discutidos sino la inesperada ausencia de José Luis Alcalá Rhode, quien hasta enero fue presidente de Un Nuevo Tiempo. La dirigencia se preguntó sobre los motivos de su ausencia. Algunos hablan de que Rosales lo tiene vetado, otros que está molesto y algunos dicen que es por culpa de Nora. ¿Por qué Alcalá faltó a la importante cita partidista? Por ahora es un misterio no aclarado. Pero le tengo una primicia a todos, pero especialmente a Rosales y a doña Bracho: En los próximos días vienen importantes renuncias de dirigentes, entre ellos varios secretarios generales y un peso pesado cuyo nombre me reservo. Se van a Primero Justicia por el maltrato de Rosales y el sectarismo de Nora. Incluso uno de los que se va me dijo: “Nora nos dice que no vamos a repetir a pesar de que tenemos el apoyo de ella, porque sencillamente Rosales nos mandó a sacar, como ha sido el caso, por ejemplo, en Antonio Borjas Romero y Cacique Mara. Ella busca quedar bien y que el problema caiga en MR”. Eso en términos muy sencillos se llama manipulación. Volviendo al “peso pesado” que se va, me dicen que eso dejará atónitos a todos en UNT, porque nadie vio venir esa pedrada. ¿Quién será ese “peso pesado”? Lamentablemente, no puedo revelar su nombre porque me pidieron máxima discreción. En conclusión, el fuego en Un Nuevo Tiempo comenzó en la sala de máquinas y amenaza con generar una crisis monumental.

CONSPIRACIÓN. Aunque hay pocos detalles nuevos sobre los avances y/o retrocesos de la conspiración que pretende encumbrar a la exjueza, Glorimar Soto, como Jueza Rectora del Zulia, lo que si recibo son datos del origen de este plan que busca defenestrar a Vanderlella Andrade Ballesteros de dicho cargo. El primero de los motivos es político, ya que la actual jueza rectora fue aliada incondicional de Omar Prieto y eso es imperdonable para Francisco Arias Cárdenas, quien viene trabajando a partir del 21N en lograr sacar del juego a OP. Adicionalmente, FAC estaría interesado en disponer de poder de decisión en los tribunales del Zulia, ya que este es un Poder Judicial muy movido y que podría ser útil en futuras situaciones. Al mismo tiempo, el otro involucrado en el plan es Calixto Ortega, quien al parecer tiene una larga y fructífera relación de negocios con la señora Soto y le interesaría tener el control de las sentencias en los tribunales del estado que, tal como expliqué la semana pasada, funciona como una especie de “Oficina de Recaudación Judicial” ya que todos los meses ingresan muchos, pero muchos dólares por las sentencias que se dictan o los juicios que se paralizan de acuerdo con los intereses de quien paga. El Poder Judicial zuliano, luego del caraqueño, es el más lucrativo del país por la cantidad de juicios que se ventilan por expropiaciones, narcotráfico, extorsión y cualquier delito que implique gente con dinero de por medio. Aunque Calixto logró amasar una gran fortuna por los negocios que ha hecho en el ámbito petrolero y judicial, no le caería mal tener un ingreso extra controlando los tribunales del estado. Pero eso no es todo, porque en el entorno de la aspirante a jueza rectora están sacando cuentas y sonriendo de solo pensar la cantidad de negocios que podrían hacer. Ante esa oportunidad de ingresos, el padre de la exjueza llegó al país para tratar de empujar la designación de su hija y dicen que está en Caracas moviéndose. A fin de profundizar en el tema, consulté a dos abogados en ejercicio y sus visiones tienen algunas cosas en común, aunque difieren del mecanismo para instalar a la señora Soto. Ambos coinciden que la exjueza tenía muy pocos conocimientos en materia de derecho civil, por lo que llegó por influencias más que por sus méritos. También coinciden que el primer paso es reinstalarla en un tribunal superior. ¿En la justicia civil o penal? El primero alega que deberían nombrarla en un juzgado superior en lo penal para que ocupe no solo el cargo de Jueza Rectora, sino también como presidenta del Circuito Judicial Penal. En este caso, el problema es que si no sabía mucho de derecho civil, mucho menos sabría del ámbito penal. El segundo jurista consultado alega que la pueden designar solo como jueza civil y asumir la rectoría, nombrando a otro juez afín a los “conspiradores” en el circuito. En paralelo al plan de Calixto-FAC y Glorimar, se activaron varios jueces que tenían aspiraciones de estar al frente del Poder Judicial y están sacándole los trapitos al sol sobre el secuestro de la venezolana en Madrid, el origen del dinero con el cual compró la costosa casa en la urbanización madrileña de Somosaguas y su renuncia al cargo de jueza porque se sentía presionada por el sistema chavista y la crisis del país. Esta guerra apenas está comenzando. Por cierto, a quien me envió el mensaje pidiéndome que dejara de tocar el tema, le ratifico mi respuesta: NO.

ABOLLAO. Me dicen que las intenciones de la familia Guisandes de vender al diario Qué Pasa siguen estancadas. Es bueno recordar que ese medio de comunicación está en venta desde hace mucho tiempo, pero todos los esfuerzos por llamar la atención de chavistas poderosos, y con la fuerza financiera necesaria para hacer una inversión como esa, resultaron infructuosos. Ningún enchufado quiso comprarle a Gastón y a su hijo Pedro Pablo, quienes son socios en Qué Pasa del general retirado, Carlos Martínez Mendoza, el popular “Remache”, quien fue el principal financista para la expansión del otrora semanario a diario. ¿Martínez Mendoza? Si aquel que fue presidente de Corpozulia y luego fue embajador de Venezuela en Argentina. Durante su permanencia en el Zulia entabló una buena relación con Gastón, accedió a ser parte del crecimiento de Qué Pasa y puso la mayor parte del dinero. Me cuentan que a raíz del resultado electoral del 21N paralizaron los esfuerzos de venta y decidieron esperar a ver qué sucedía con Manuel Rosales. De hecho, en la actualidad están buscando acercamientos con el Gobernador del Zulia, pero no para recibir alguna pauta publicitaria, sino para que este a través de sus socios compre el diario. Aunque Rosales siempre ha buscado mantener buenas relaciones con los medios de comunicación, dudo mucho que se interese por Qué Pasa. No se trata solo de que está la familia Guisandes de por medio, quienes siempre han sido contrarios a él, sino que ya él tuvo un diario con Versión Final y lo terminó vendiendo. Qué Pasa nunca fue una empresa autosustentable y sobrevivió gracias a las pautas oficiales. Recuerdo que durante la última gestión de Francisco Arias Cárdenas era el periódico más favorecido con las pautas. Incluso le pagaban por adelantado y en una ocasión denuncié esa relación privilegiada a través de esta columna, ya que no es una práctica común en las relaciones entre gobiernos y medios. ¿Cuánto dinero querrán los Guisandes por esa empresa y los equipos? Consulté a conocedores de la materia y me dicen que lo máximo que podrían recibir son unos US$2.5 millones, aunque no es fácil hacer la estimación sin conocer el estado de la compañía y sobre todo de la rotativa, que es lo que tiene real valor. Pero además tener periódicos en Venezuela no es un negocio rentable desde hace mucho tiempo. Si logran la venta tendrán que repartir el dinero y entregarle a “Remache” su tajada, a menos que lo quieran dejar guindando, cosa que no me extrañaría nada tomando en cuenta las cualidades de los involucrados. ¿Lograrán los Guisandes que Rosales les compre Qué Pasa? Esperemos a ver qué otras noticias surgen. De lo único que tengo certeza, es que Rosales de pendejo no tiene nada para hacer negocios que le favorezcan.

BUENA MEDIDA. Me parece acertada la decisión tomada por la Alcaldía de Maracaibo sobre el cambio del sistema en el SEDEMAT. De esa forma y sin mucha bulla eliminan una de las minas antipersonales que dejó la gestión de Willy Casanova y sobre todo el maléfico de Daniel Boza y su equipo, quienes tenían la posibilidad de monitorear la administración tributaria municipal, tal como lo alerté hace varias semanas, pero además podían haber causado un caos en un área tan importante como la recaudación de impuestos y pagos por servicios. Tengo entendido que además hay varias investigaciones en marcha y se registraron varias renuncias de funcionarios. Ojalá el saneamiento del SEDEMAT elimine todas las trampas que dejó el chavismo, por el bien de la ciudad.

#CONTRASTES. Muy reveladora la conversación que sostuve con el expreso político, Eduardo Figueroa Marchena, en la última emisión de #Contrastes. Figueroa fue quien confrontó duramente a Leopoldo López durante un evento en la Universidad de Oviedo, reclamando el total abandono de la causa de los presos políticos por parte de la oposición. El entrevistado dio detalles de las comodidades que disfrutó LL en su reclusión en la Cárcel de Ramo Verde. Cuando le consulté por la respuesta de LL a sus palabras, confesó que la única reacción fue decir: “No estás siendo constructivo”. Estas son solo una parte de las revelaciones. 

CHATARRA. Recuerdan que hace algunas semanas alerté que el alcalde de Cabimas, Nabil Maalouf, había autorizado a unos altos funcionarios de la Policía Regional en la COL para vender chatarra de la municipalidad, pero obviando la desincorporación de ese bien municipal. Este problema está a punto de estallarle en la cara a Maalouf, ya que la Fiscalía y la Contraloría están en conocimiento del ilícito. Ante el escándalo en ciernes, el alcalde consultó con la Síndico Procurador municipal, Carolina Nava, quien le confirmó que debió desincorporar la chatarra antes de cederla para su venta. Como el burgomaestre va de error en error, le ordenó a la señora Nava elaborar el documento de desincorporación con fecha anterior, para salvarse del problema lo que más bien agrava el problema. Entre los funcionarios de la PR que participaron en la venta está un comisionado de apellido Vásquez. Parece que el burgomaestre cabimense no solo desconocía la obligatoria desincorporación, sino también que la chatarra fue declarada como material estratégico y de ahí que está prohibida su venta.

ALTERNATIVA. La precandidatura presidencial de César Pérez Vivas sigue en movimiento, tal como lo mencioné en la pasada columna. Su nombre sigue tomando fuerza como una alternativa en las primarias que pretende organizar el G4 usando como fachada a la Plataforma Unitaria. En el análisis que ha hecho el equipo cercano de CPV, estiman que ante los nombres tradicionales del G4 que pudieran participar en las primarias y que tienen un alto rechazo, él podría convertirse en una opción fuera del entorno tóxico del G4 y capitalizar el interés de la población por encontrar una solución al conflicto, pero además el descontento con la coalición opositora que controla el interinato. Entre las proyecciones que manejan se habla de que es muy probable que María Corina Machado no participe en esas primarias, como resultado de sus desavenencias con la forma como se está organizando la consulta popular. Si MCM termina de excluirse de las primarias, se abren las opciones para aspirantes distintos a los que están en ese cogollo. CPV sigue trabajando de forma muy callada, pero organizada en su aspiración. Por otro lado, las mismas encuestas hablan de las posibilidades de candidaturas fuera del chavismo y del G4.

MOVIDA DE MATA. El tema tributario en la Alcaldía de San Francisco está muy movido, ya que la chavista, Lorena Ojeda, quien ocupaba la Dirección del Servicio Bolivariano de Administración Tributaria (SEDEBAT) fue sacada del cargo. Recordemos que esa denuncia se hizo en esta columna y esta al parecer fue atendida por el gobierno municipal. ¿Renunció o fue destituida? Aparentemente es lo último pero lo disfrazaron con un cambio que suma el tema tributario a las competencias de la Dirección de Administración que ahora tiene a su cargo el SEDEBAT. ¿Por qué tanta mano de seda?Porque la señora Ojeda es amiga de la Primera Dama del municipio y de ahí el cuidado que tuvieron para manejar su salida del cargo. Por otro lado, me cuentan que hace algunos días cuatro funcionarios del organismo tributario fueron sacados esposados de la sede municipal por estar, supuestamente, incursos en delitos vinculados con la recaudación de impuestos. Lo que se dice es que eran quienes controlaban una oficina paralela que estaba haciendo negocios a costa de los ingresos del municipio. Lo otro que le falta hacer al alcalde de San Francisco, es dejar de usar el sistema que maneja la empresa Waki vinculada con Daniel Boza porque le están haciendo una tronera al municipio. Este es un software que es vulnerable y tiene algunas funcionalidades ocultas que favorecen a sus creadores y no a la alcaldía. ¿Terminará rompiendo el acuerdo con dicha compañía?Esperemos que sí. Por cierto, el Director de Administración y Tributos de la Alcaldía de San Francisco es un personaje muy cercano y de extrema confianza de Eveling Trejo de Rosales. ¿Eso es un problema? Por ahora no, pero uno nunca sabe.

OJO, MUCHO OJO. Le recomiendo a Manuel Rosales que se ponga muy pilas con las contrataciones que hace su gestión, ya que al parecer no están llamando a licitaciones y están asignando las obras a dedo. De esa práctica ya tomó nota el PSUV a través de Jacqueline Faria y la Contraloría del estado. Muchos dirán que las asignaciones de contratos de forma directa es una práctica normal en el chavismo, en lo que tienen mucha razón. Sin embargo, ese tipo de errores no los deben cometer los gobiernos de oposición, porque entonces la justicia revolucionaria los castiga sin piedad. Rosales debería revisar el proceso de asignación de obras y corregir las fallas que se están cometiendo. Un buen ejemplo son los trabajos de recuperación del Centro de Arte Lía Bermúdez, como lo reseñé en esta columna, ya que se los asignaron a un contratista y luego le quitaron el contrato para dárselo al esposo de una “pesada” dirigente de UNT.

CONSULTA. Le quiero preguntar al alcalde de Cabimas, Nabil Maalouf, si él está enterado de que el exalcalde chavista de ese municipio, Pedro Duarte, así como algunos chavistas de mala reputación como Juan Pulgar, tienen escoltas que son funcionarios activos de Policabimas. Le dejo el dato por si no sabía de la irregularidad.

¿CORTOCIRCUITO? Los planes con los guisos en Corpoelec parece que tienen un leve cortocircuito, porque supuestamente el general Néstor Reverol se les volteó a Manuel Rosales y a su “enviado especial”, Juan Barboza.

DATO. Le tengo un dato interesante a Manuel Rosales, porque al parecer hay un grupo en su gestión que está vendiendo los cupos para unos cursos sobre emprendimiento que está ofreciendo la Gobernación. ¡Mosca con eso!

Darwin Chávez|@Darwinch857|darwinch67@gmail.com

Comment here

A %d blogueros les gusta esto: