CaigaQuienCaiga.net

#NoticiaSucesos

Autoridades No pueden con ellos: Nuevo enfrentamiento sembró temor a habitantes de la Cota 905

La noche del jueves 28 de enero alias El Coqui volvió a hacer protagonista de una intensa balacera que se generó entre funcionarios de la PNB, de las FAES y miembros de su organización; en la que uno de sus secuaces resultó abatido. Los oficiales acudieron a la zona para atender un conflicto en un complejo residencial, pero fueron pillados por los llamados gariteros que los sorprendieron a balazos.

En horas de la tarde del pasado jueves 28 de enero se generó un nuevo enfrentamiento entre funcionarios de la Policía Nacional Bolivariana (PNB) y miembros de la organización criminal de alias El Coqui, El Garbis y El Vampi en las adyacencias de la Cota 905, municipio Libertador de la ciudad de Caracas, que dejó como saldo final dos civiles heridos por las balas perdidas, un oficial lesionado y un presunto antisocial muerto.

Se conoció de manera inicial que ocho uniformados de la PNB habrían sido emboscados cuando se hallaban en la zona, pero este dato fue descartado ya que los patrullajes en el sector están prohibidos debido a que la Cota 905 es Zona de Paz, lo que impide el ingreso de las autoridades. 

Transcendió realmente que, en la tarde del jueves, los oficiales a bordo de cuatro motocicletas rotuladas de la institución, se apersonaron en el edificio Villa Lorena, en Los Laureles. El objetivo de esta visita era intervenir en un conflicto sobre un apartamento que está en manos de un inquilino y la propietaria le exigía el desalojo del mismo. 

El arrendatario, quien responde al nombre de Ali Hayek, al parecer no ha querido desocupar el inmueble, por lo que llamó a unos conocidos; quienes llegaron con los funcionarios para confrontar a la dueña de la vivienda. En ese sentido, la disputa se extendió por varias horas y ya en la oscuridad de la noche, los uniformados fueron vistos por los llamados “gariteros” que custodian toda la barriada. 

En ese momento, los antisociales accionaron sus armas contra los policías, y estos quedaron acorralados en la entrada del complejo residencial, donde uno de los hombres resultó herido. Los efectivos sostuvieron un intenso intercambio de disparos con los criminales, pero al verse que los superaban en número y no podrían escapar con vida del barrio, pidieron apoyo a los funcionarios de las Fuerzas de Acciones Especiales (FAES) quienes llegaron en unidades blindadas para rescatar a sus compañeros.

Las unidades VN4 blindadas de las FAES recibieron múltiples balazos y se maneja de manera extraoficial que un integrante de la mega banda de alias El Coqui cayó abatido y hasta los momentos no ha sido identificado. Con respecto al oficial herido, éste fue trasladado hasta un hospital cercano, donde fue atendido y su salud es estable.

Dos civiles heridos 

Durante el intercambio de disparos, dos civiles resultaron heridos a causa de las balas perdidas. El primero se trató un hombre de 43 años de edad que hacía la cola para abastecerse de gasolina en la estación de servicio que está al frente del restaurante Torreón en El Paraíso quien recibió un tiro en la pierna. El ciudadano fue evaluado y trasladado hasta un centro médico por los llamados Ángeles de la Autopista.

El segundo de la noche se trató de un conductor que transitaba por la Comandancia General de la Guardia Nacional Bolivariana en la autopsita Francisco Fajardo, sentido este, cuando fue alcanzado por tres tiros de alto calibre en su automóvil. La víctima se detuvo en el módulo de auxilio vial para recibir atención de los paramédicos de Vías Rápidas, resultando ileso. 

Cabe mencionar que esta nueva balacera se extendió por más de tres horas, en las que vecinos cercanos al suceso, manifestaron a través de las redes sociales el temor que vivieron duraron tiempo, donde se escuchaban las estruendosas detonaciones provenientes de armas largas. Algunos habitantes se tiraron al suelo y muchos no dejaron de reportar lo sucedido mediante fotografías, audios y videos dejando como evidencia que el enfrentamiento continuaba pasadas las 12:00 de la madrugada.

Asimismo, residentes de San Martín, Artigas y Antímano aseguraron que la balacera se escuchó en sus sectores. A través de las plataformas digitales los vecinos de Los Laureles y El Paraíso compartieron fotos de los impactos de las balas perdidas en sus ventanas, paredes y camas, lo que les causó gran pánico, y tuvieron que esconderse para no ser víctimas fatales de este suceso.

Fuentes periodísticas informaron que durante la balacera los delincuentes accionaron dos granadas fragmentarias con el objetivo de acabar con los funcionarios policiales. De la misma manera quienes residen en la Cota 905, manifestaron la mañana del viernes 29 de enero sentir un ambiente de temor y zozobra, y hasta algunos habitantes decidieron imponerse un toque de queda y mantenerse resguardados en sus hogares. 

Es importante mencionar que la barriada de la Cota 905 ha sido protagonista en las últimas semanas de intensos enfrentamientos que han dejado a más de 24 personas muertas; entre ellas civiles inocentes y delincuentes que trabajan para Luis Revette, alias El Coqui, quien mantiene el poderío total de esta zona y sectores aledaños. Residentes exigen a las autoridades que actúen y tomen cartas en el asunto para que este barrio deje de estar controlado por criminales, quienes siembran el terror en gran parte del municipio Libertador de Caracas. MDC.

Fuente La Voz de Guarenas

Comment here