#Noticia

Gremios productivos de Venezuela alertan que crisis del diésel triplica el problema de la gasolina

Las autoridades de tres organizaciones productivas Fedeagro, Conindustria y Consecomercio, en representación de todos los sectores productivos venezolanos, ofrecieron una rueda de prensa para denunciar que la escasez de diésel es tres veces más grave que la insuficiencia de gasolina debido a que por la falta de electricidad este combustible se ha convertido en la alternativa para el funcionamiento de plantas de generación que utilizan los sectores productivos del país.
“La crisis del diésel amenaza con colapsar el sistema agroalimentario venezolano”, dijo Aquiles Hopkins, presidente de Fedeagro. Menciona por ejemplo, que en los andes venezolanos reportan pérdidas superiores a los 20 millones de kilos de hortalizas, paralización de unidades de producción lecheras, retraso en la zafra de caña de azúcar: se habla que más de 20% de la cosecha del año (más de 400.000 toneladas aun nos e han podido cosechar. Y que lo más grave es que en 15 días comienza el ciclo de siembra más importante del año, debido a las llegadas de las lluvias, y que por falta de diésel no se están preparando las tierras, por lo cual no se va poder sembrar, amenazando la seguridad alimentaria de los venezolanos. Venezolanos que cabe destacar para el 2020 han tenido que sobrevivir con un nivel de cosechas equivalente a los años 50 y 60, es decir que retrocedió 50 años.
Por su parte, Luigi Pisella, director tesorero de Conindustria, señala que la falta de diésel para el trasporte los afecta significativamente, pues no tienen toda la materia prima necesaria y han tenido que asumir el traslado de sus empleados para no paralizarse. Además, resalta que en el interior del país cerca de un 65% a un 80% de las industrias genera su electricidad, para lo cual necesitan diésel, y al no tenerlo se ha generado retraso en la operatividad y aumento de costos de productos, pérdidas que están absorbiendo para no trasladarlas al consumidor final.
Algunas de las cifras que aporta Conindustria provienen de su última encuesta de coyuntura según la cual los industriales señalan que 78,8% de las empresas reportan problemas para bastecerse de gasoil, 53% indican que sus operaciones se han visto afectadas por falta de gasoil y 40,9 acusa falta de personal por escasez de gasoil.
El representante de Fedeagro destacó que en alocución presidencial se aseguró que había suficiente producción del diésel y que no había razón para no atender a los productores agropecuarios del país, y se les había planteado un lapso de 72 horas (que venció el sábado 24 de abril) para la aplicación de un plan de contingencia para resolver esta situación. Plan para el que dicho sea de paso, no fueron consultados, pero siguen dispuestos a colaborar.
Tratando de llegar a la raíz del problema de la escasez de combustible, Pisella hace un llamado a suspender toda exportación de este combustible hasta tanto sea plenamente abastecido el mercado venezolano y que se revisen los costos y los precios a los cuales se está vendiendo el diésel para mantener la operatividad de PDVSA y las fuentes de distribución.
Por su parte, Felipe Capozzolo, presidente Consecomercio, afirma que “La empresa venezolana lo ha dado todo, amamos a nuestro país, pero la falta de combustibles y de servicios que requerimos para funcionar atenta contra el futuro mejor que queremos construir”.
De manera que resalta que “es obligación de las autoridades informar de manera clara que es lo que está ocurriendo con nuestras fuentes de energía, debemos exigir un esquema de comunicación honesto, íntegro y respetoso para resolver los problemas”.

Propuestas para corto y largo plazo

Los gremios plantean varias propuestas:
1. Recuperar nuestras refinerías, puesto que su capacidad instalada superior a 1,3 millones de barriles diarios y ahora apenas están operando al 10% de su capacidad.
2. Detener la exportación o la salida del diésel a otras naciones, puesto que no se está abasteciendo el consumo nacional, primero los venezolanos.
3. Si existe escasez en el país se debe atender a los sectores prioritarios, y dejar de venderle el diésel al que no lo necesita y lo usa para bachaquear.
4. Controlar la calidad del diésel y gasoil que produce PDVSA para evitar que su alto contenido de azufre dañe las unidades de transporte.
5. Que haya voluntad política de resolver el problema y de manera expedita puesto que las soluciones no pueden esperar.
“El Ejecutivo Nacional tiene la solución a esta problemática, y exigimos acciones concretas en este sentido. Desde las organizaciones que representamos, nos comprometemos a trabajar, de manera conjunta, en el diseño de los planes y las políticas necesarias para revertir la situación”, señalan los gremios.

Comments (1)

  1. Informative, but not convincing. Something is missing, and what I do not understand. But, frankly: – bright and benevolent thoughts.

Comment here

A %d blogueros les gusta esto: