Caiga-Quien-Caiga-Tu-fuente-de-noticias
Opinión

Los Soles, Los Enanos y el Doctor Calderón Berti Por Luis Velázquez Alvaray

El diario ABC de España ha publicado una noticia escalofriante, que reitera la sospecha que muchos han señalado en los últimos días. El Dr. Calderón Berti, muy de provincia habló de “cucutazo”, pero en su rebuleo, olvido decir, lo que señaló el diario español. En la embajada venezolana se preparaba un nuevo “bogotazo”.

Cuando muchos ya casi planteaban postular Al Dr. Calderón Berti al premio nobel de la paz, después de aquella rueda de prensa, posterior a su destitución por el Presidente Guaidó, se dibujó en las cámaras un nuevo mártir, más inocente que la niña del clima Greta Thunberg. Dijo además, que el responsable de su salida era Leopoldo López, quien no puede defenderse, primero preso, torturado, y ahora refugiado en una embajada. De preso del régimen Castrochavista, López, en palabras del Dr. de marras, pasó a ser un traidor y carne para los fusiladores tuiteros, unos del G2 cubano y otros que quieren pescar en las oscuras aguas del charco Venezolano, para ver a quien desprestigian o acusan sin prueba alguna. Es fácil meterse con alguien que ahora no puede hablar, para contestar semejante charlatanería. Es tan grave el cucutazo, -que debe investigarse y castigarse-, como la conducta del ex embajador que hoy tejer una atarraya desilusionado, al reconocer que se reunió con dos personajes, que no tan iguales a los demás, que recibía en su oficina diplomática, en tardes y noches frías, como suelen ser estas en la capital colombiana.

El Dr. Calderón Berti se reunió con un representante del cártel de los soles, enviado desde la constituyente por su máximo jefe, en secreto, sin que el gobierno que representaba lo supiera, y no se percató que era el famoso capitán Aguilera; dice ABC:” emisario nada más y nada menos que de Diosdado Cabello, número dos del régimen; Vladimir Padrino, ministro de defensa; y Maikel Moreno presidente del tribunal supremo… y en una serie de encuentros planificaron una junta constitucional de transición”(ABC. ES. 07/12/2019). Cerradas las comillas.

Aquí cabe una suposición: o el Dr. Calderón Berti no ha leído la prensa desde el año 2004, cuando se denunció a “la banda de los enanos”, como el grupo que acabaría con la democracia en Venezuela, no creyendo casi nadie en esa afirmación y que derivó luego en una ramificación denominada “los soles”. Se deduce: o el Dr. Calderón Berti es muy ingenuo, o cree que el resto de venezolanos son bobos. Es lo que se concluye cuando explica su reunión Con el mensajero Carlos Aguilera Borjas , “ ex jefe de inteligencia venezolana, ex guardaespaldas de Hugo Chávez y hombre de la entera confianza de Cabello y de Gustavo González López(ex jefe del sebin), se reunió con calderón Berti para iniciar las conversaciones y proponerlo a él como la figura idónea para asumir la transición”. Cierro otra vez comillas, op.cit Dr. Calderón.

El Sebin Castrochavista señor exembajador, es el que tiene preso a quien usted atacó, sin justificación alguna. Es el que mantiene en un oscuro calabozo, y tortura al diputado Requesens, asesinó al concejal Alban y mantiene más de 400 presos políticos en mazmorras comunistas. Son los mismos que fusilaron a Oscar Pérez y un grupo numeroso, cuyas fotos han salido a la luz pública. Es decir, usted estaba conversando con los asesinos y torturadores del régimen, con los representantes de empresas criminales de la droga, con los enanos que han manipulado la justicia y han sentenciado inocentes en los últimos 15 años, que absuelve a los pandilleros colectivos. Parece grave en un embajador del gobierno que tiene que sustituir esta maraña mortal. No se imaginó usted gobernando, en la junta, con la cúpula asesina representada entre otros por Padrino López. Con Maikel Moreno, un ex convicto convertido en presidente del tribunal de la tiranía. Nunca pensó que el futuro del país no puede seguir en manos de los criminales impulsados desde cuba. Es usted tan quimerista Dr. Calderón, para no reflexionar por un segundo, que estaba reunido con el diablo que nos ha destruido. Qué respuesta le dará a muchos tuiteros y destacados líderes políticos, que ahora pensarán cómo queda su seriedad, su diplomacia y su alta representación de lo mejor del país. Con todo respeto Dr. Calderón creemos que Venezuela está confundida y nunca se imaginó a Usted sentado con los representantes de esa gente.

Comment here

A %d blogueros les gusta esto: