#Noticia

Musk, ahora principal accionista de Twitter, no quiere estar en consejo de administración

El multimillonario jefe de Tesla y SpaceX renunció a esa posibilidad, anunció en la noche de este domingo el director general de la red social, Parag Agrawal.

“Elon [Musk] ha decidido no unirse a nuestro consejo de administración”, tuiteó el director general de la red social, Parag Agrawal. “La llegada de Elon al consejo de administración debía formalizarse el 9 de abril, pero Elon dio a conocer esta misma mañana que no se uniría al consejo”, explicó en un mensaje dirigido al personal de Twitter, que lo compartió en la plataforma. “Creo que es lo mejor”.

“Apreciamos y seguiremos apreciando siempre la participación de nuestros accionistas, tengan asiento o no en nuestro consejo. Elon es nuestro mayor accionista y seguiremos abiertos a su participación”, añadió Agrawal.

Musk, el hombre más rico del mundo, anunció a principios de abril haber adquirido una participación de 9,2 % en el capital de Twitter, lo que lo convierte en el principal accionista.

Agrawal indicó el martes que Musk se uniría a la junta directiva, describiéndolo como “un apasionado creyente y un intenso crítico del servicio, que es exactamente lo que necesitamos”.

Y el propio Musk tuiteó que estaba “¡esperando trabajar con Parag y la junta de Twitter para hacer mejoras significativas en Twitter en los próximos meses!”.

Twitter confirma que añadirá una nueva opción: ¿de qué trata?
Elon Musk ahora es accionista mayoritario de Twitter, y de entrada propuso cambio radical

Sin embargo, en su anuncio de este domingo, Agrawal compartió una nota que envió a Twitter, en la que decía que el nombramiento de Musk en el consejo estaría supeditado a una verificación de antecedentes y que tendría que actuar en el interés de la empresa una vez nombrado.

Elon Musk polémico

En una aparente reacción a la noticia, Musk tuiteó un emoji sonriente, sin ningún otro comentario.

Antes de entrar al capital de la empresa, Musk ya era un usuario activo de la red social, en la que cuenta con 80,5 millones de seguidores y suele mezclar declaraciones incendiarias con comentarios caprichosos o de negocios.

También se ha enfrentado recurrentemente a los reguladores federales de valores, que tomaron medidas enérgicas contra su uso de las redes sociales después de que fracasara un supuesto esfuerzo para llevar a Tesla a la bolsa en 2018.

De hecho, Musk precisó en el documento transmitido al regulador bursátil que su participación en Twitter sería “pasiva”, es decir que no planeaba influir en las grandes decisiones estratégicas.

Pero siguió multiplicando las provocaciones. Entre otras cosas, hizo un sondeo en su perfil para preguntar a los usuarios de Twitter si querían agregar una función para “modificar” los tuits luego de su publicación. Casi 4,4 millones de personas votaron y alrededor de 73 % dijeron que sí.

La plataforma anunció luego querer probar esta función, reclamada desde hace años por numerosos usuarios.

El sábado, Musk también se preguntó si la red social estaba “muriendo”, al mencionar cuentas poco activas a pesar de tener muchos seguidores, como la del cantante Justin Bieber.

Según el Washington Post, varios empleados de Twitter manifestaron sus preocupaciones, al considerar que los valores del hombre más rico del mundo no estaban en línea con la cultura empresarial de la red social.

AFP

Comment here

A %d blogueros les gusta esto: