Opinión

Opinión: Desde el Exilio en Contacto con El “Gato” Briceño



DE RODILLAS ANTE EL HAMPA- ZONAS DE PAZ



Sabemos que como bien dice el dicho popular “el que escupe para arriba le cae en la cara”, a esta secta que usurpa el poder en mi país, traidora a la patria llamada castrochavismo, la saliva los bañó por completo, pues luego de crear unas fuerzas paramilitares con la osada intención de defender la revolución, ahora están siendo sometidos por esos grupos irregulares anárquicos a quienes armaron hasta los dientes siendo la mayoría jóvenes de los barrios más inseguros de Venezuela lo que agrava aún más la ya destruida estructura social de dichas zonas. En otras palabras, la gracia de armar a los malandros conocidos de los barrios y darles poderes sectoriales, pasando inclusive por encima de la institución policial establecida, les está pasando factura y hasta los momentos no han podido aplacar al monstruo creado para desarmarlos, ponerlos a derecho y lograr el fin de los enfrentamientos, ajustes de cuentas y los episodios de estado de sitio que se han suscitado en la capital del país.

Peor que eso, a principios de semana pudimos ver el pronunciamiento del director del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (CICPC), policía científica del narcorégimen, comisario Douglas Rico donde afirmó que ningún funcionario o director de seguridad ciudadana o de policía del país podrá realizar acciones en contra de la delincuencia sin autorización. Confesó sin ningún estupor que se está dialogando con el jefe de la megabanda criminal que tiene azotada buena parte de Caracas, alias “El Coqui” para tratar de convencerlo de que depongan su actitud hostil y entreguen sus armas; esta situación insólita pero cierta (Ver videos en las redes) fue rematada y reafirmada diciendo que él sigue órdenes de sus superiores. O sea Maduro lo envió a pedirle cacao al jefe de los colectivos y líder delincuencial de mayor influencia en el presente dentro del país.

Se calcula, según los expertos, que “El Coqui” tiene bajo su mando a más de 200 hombres fuertemente armados y que supera el poder de fuego de los cuerpos de seguridad del estado, tienen antecedentes por extorsiones, asesinatos, violaciones y pare usted de contar.

Muchos ingenuos siguen creyendo la información que suministra la narcotirania por su fantástica red de medios públicos. Repito, ha sido una política de estado desde hace muchos años, desde la época del traidor, hoy felizmente difunto de Chávez en suministrarles armas a los delincuentes con el argumento de la defensa de la patria, con la excusa de la guerra imaginaria de invasión de los gringos que pregonó el traidor mayor. Allí nacieron las ya conocidas zonas de “PAZ” que son barrios controlados por bandas criminales en donde no puede entrar las fuerzas de seguridad del estado, ejemplo, Cota 905, el Cementerio, la Vega, en Caracas, Petare en el estado Miranda, entregada a otro criminal apodado “Wilesqui”. Esto se replica en todos los estados del país.

Fuimos muy pocos los gobernadores de la época que nos opusimos a semejante barbaridad y nos costó serios inconvenientes y por eso controlamos y disminuimos la delincuencia en su mínima expresión. Ejemplo, el estado Monagas, que llegó a ser el tercero más inseguro y al salir de nuestra gestión, lo dejamos en el lugar 20 y hoy en día está nuevamente entre los primeros cinco gracias a la desidia y complicidad de quienes allí gobiernan.

Es importante no olvidarnos de que las zonas de “Paz” y los colectivos son dirigidos por Diosdado Cabello, quien activa a sus malandros a su antojo, prueba de esto fue lo afirmado en una oportunidad por su lugarteniente Francisco Ameliach al recordarle a la oposición que sólo bastaba un solo llamado de Diosdado a los colectivos para aplastarlos.

Semejante barbarie sólo la podemos ver en alguna película de mafias y en un estado forajido; saber que el jefe de la policía científica afirme que está haciendo mesas de diálogos con los criminales para que se porten bien y den su “palabra de delincuente” es un hecho muy denigrante para lo que una institución de seguridad ciudadana debe ser.

¿En qué país del globo terráqueo se ha podido ver semejante barbaridad descrita anteriormente? En ninguno.

Mi amada patria está siendo dirigida por una Corporación Narcocriminal Internacional quienes son tan descarados y cínicos, que ante todo el enfrentamiento entre guerrilleros colombianos se está dando en el estado Apure, no les importa llevar a sus compañeros de armas como carne de cañón, para ser acribillados en la frontera por aquellos a quien Nicolás Maduro les dió la bienvenida a Venezuela por ser “agentes de paz” : Iván Márquez y Jesús Santrich. Nuestro territorio siendo el escenario de invasiones y peleas entre mafias terroristas con el aplauso y beneplácito de nuestros militares y gobernantes.

La reflexión que me permito hoy desde la cárcel del exilio sin duda es lo que más me atormenta y me parece insólito e increíble, cuando veo estupefacto que con todo lo que está sucediendo, todavía hay venezolanos pregonando que la salida es electoral. ¿Será que se les olvidó lo afirmado y reiterado por los dueños y amos absolutos del poder en Venezuela: Nicolás Maduro y Diosdado Cabello al decirnos a los demócratas que ” NI CON VOTOS NI CON BALAS VOLVERÁN A MIRAFLORES”?

Esa es su posición y ningún otro mecanismo o acción que no sea sacarlos por la fuerza los moverá de allí. No hay otra opción. Que parte de eso no se entiende si ya han demostrado con creces las barbaridades que son capaces de hacer a cambio de no soltar el control de nuestra amada patria.

En alta voz, escrito o a gritos lo repito y sigo denunciando, sin cansarme y con lo único que me queda LA PLUMA Y LA PALABRA

José Gregorio “El Gato” Briceño Torrealba

Twitter: @josegbricenot

Instagram: @josegbricenot

Facebook: José Gregorio El Gato Briceño

caigaquiencaiga.net no se hace responsable por los conceptos emitidos por el autor de esta columna

Comment here

A %d blogueros les gusta esto: