Nacionales

Opinión: Entre Isaías y Tarek, Por Robert Alvarado


Veraz…


“No hay bien alguno que nos deleite si no lo compartimos”. Seneca

La tercera Fiscal General de la República afecta al Socialismo del Siglo XXI figura entre Julián Isaías Rodríguez Díaz y Tarek William Saab Halabi, al igual que su antecesor en el cargo ella nació en Valle La Pascua, estado Guárico, tal vez por eso, además de coincidir en el apellido materno, tendrían las mismas malas mañas, algo que según las mal hablados les vino en la línea de sangre que los emparentaría, afirmar tal cosa no es descabellado, porque todavía para la década de los años 50, época en la que nace Luisa Marvelia Ortega Díaz, los Díaz en ese pequeñísimo pueblo llanero eran una misma familia antes que Pérez Jiménez usara la vaca sagrada para irse de Venezuela.

Lo anterior es algo más bien anecdótico, pero lo que si tiene un carácter histórico son las malas mañas de los Fiscales Generales Rodríguez Díaz y Ortega Díaz, ellos dos durante 18 años degradaron el ejercicio de la acción penal como nadie lo había hecho, tanto es así que Saab Halabi hace grandes esfuerzos para superarlos, pero no creo que pueda lograrlo, porque al tigrense le sobra en determinación lo que le falta en ingenio. Volviendo a los Díaz, por el lado materno, relegaron la Buena Fe, envilecieron a la Verdad, invalidaron el artículo 282 de la Constitución de Venezuela, así mismo como leyeron, lo demuestra el irrespeto a los derechos humanos y a la legalidad en el ejercicio de la acción penal, macula que identifica esas dos gestiones.

¿Saben lo que hizo Ortega Díaz cuando sustituyó a su paisano y supuesto pariente en la Fiscalía Genera el 2007l? Una de las primeras cosas que hizo fue vigorizar la red de extorsión que se llevó en los cachos a la mano derecha de Rodríguez Díaz, hizo creer que luchaba contra esa mafia, todo era una pantalla para darle más poder a esa mafia, fue más allá, se proclamó adalid de la justicia arremetiendo contra presuntos responsables de la Masacre de Cantaura (https://www.youtube.com/watch?v=CKo5xdvtefY) y el expresidente Carlos Andrés Pérez (https://www.youtube.com/watch?v=-OFGZpKS178), por citar sólo dos casos. Tuvo tanto éxito en disimular la indecencia de sus acciones, que los primeros en defenderla cuando empezaron a vérsele las costuras a finales de 2008 fueron los familiares del fiscal muerto por líos de dinero mal habido en el seno de esa mafia, nada menos y nada más que el abogado de los hermanos de Anderson dijo: Hay personas tratando de presionar a la Fiscal para que la investigación no camine, pero, hasta ahora, ha demostrado que ha actuado de manera distinta a Rodríguez. Este ingenuo litigante pronto tuvo que tragarse sus palabras.

EEUU investiga a fiscal venezolana Luisa Ortega por cobro de soborno (https://panampost.com/sabrina-martin/2020/04/09/eeuu-investiga-a-fiscal-venezolana-luisa-ortega-por-cobro-de-soborno/), este titular de una nota de prensa no necesita mayores explicaciones, Ortega Díaz formó parte de “la mafia enquistada en el Ministerio Público” que también se encargó de llevar a la cárcel a mis amigos Otoniel, Rolando y Juan Guevara, por eso ella no movió ni un dedo para iniciar las investigaciones que ameritaban dos hechos puntuales, primero, Giovanni Vásquez en abril de 2008 desmiente el falso testimonio que rindió en juicio, pero no sólo eso, fue firme al decir que le habían pagado para que mintiera en las declaraciones que rindió y en juicio, por otra parte, el segundo aspecto, el fiscal asignado al caso Hernando Contreras dio a conocer como Isaías Rodríguez propicio el fraude procesal, lo truculento de la investigación y algo abominable, que a los Guevara los habían mandado a matar. ¿Qué hizo la Fiscal? Lo mismo que su aparente pariente, mutis, mutis…

Entre Isaías y Tarek no hay muchas diferencias, menos con sus ínfulas de poetas, entre ellos la diferencia la hace Luisa, con un porcentaje de ejecutorias inscritas en la simulación de la búsqueda de la verdad y el ofrecimiento de elementos de prueba requeridos para la determinación de responsabilidades penales, basta recordar su anuncio de investigación de las declaraciones de Mario Silva sobre corrupción en el gobierno. Durante los 10 años que Luisa O. Díaz estuvo al frente del Ministerio Público salieron a relucir las mentiras forjadas para perjudicar a Los Guevara arteramente, y, para pesar de Luisa, esas falsedades sacadas a la luz sin incidencia procesal alguna a favor de los tres penados son la mejor evidencia de que ella siempre le hizo el juego a quienes los puso en la cárcel.

Pero la cosa es más grave, las falsedades maquinadas contra Los Guevara y difundidas a los cuatro vientos por sujetos procesales cobran vigencia como muestra fehaciente de las violaciones de derechos humanos que la ahora llamada Fiscal en el exilio dice defender, sus culpas, las mentiras y los abusos que propició perpetúan la imagen del Lobo vestido de oveja del cuento de Caperucita Roja, precisamente el color rojo es el mejor recordatorio del sesgo político que ha impedido hasta nuestros días la reversión de una injusticia de marca mayor, tan grande como el descaro de quien estaba llamada a enmendar los entuertos que seguirán ahí como pruebas irrebatibles del declive de la justicia en Venezuela por lo menos desde el 2004.

En este estado de cosas Tarek William Saab Halabi tiene una oportunidad de oro de superar a sus dos próximos predecesores, es decir, a los venidos de Valle La Pascua, tan sólo tendría que facilitar la excarcelación de Los Guevara en la perspectiva de la revisión del proceso, mejor dicho, de la sentencia condenatoria, aunque sobran los elementos en contrario para librar de toda culpa a estos ex policías, quizá lo que digo no tiene mucho sentido en buen Derecho, pero menos lo tiene tener a tres inocentes purgando condenas cuyo fundamento fáctico y también jurídico se fue a tierra, lo pulverizaron precisamente los dos testigos a los que le pagaron para mentir. Es fácil de entender en lenguaje llano, desde sus inicios este proceso judicial ha dejado en entre dicho al gobierno, y no es precisamente la tozudez que reivindicara al Estado en este caso.

Cualquier información o sugerencia por robertveraz@hotmail.com robertveraz@gmail.com grsndz629@gmail.com o bien por mí teléfono 0414-071-6704 y además pueden leer esta columna en mí página Web: https://robertveraz4.webnode.es/ y sigan mis comentarios y opiniones por @robertveraz en twitter e Instagram. Pueden ver mis videos en YouTube: Tips de @robertveraz. ¡Hasta la próxima semana, Dios bendiga a Venezuela!

@robertveraz

Comment here

A %d blogueros les gusta esto: