Regiones

Tras primer aguacero el agua fluyó con normalidad sin afectar al sector Oriana

Habitantes de San Francisco agradecidos con trabajos en la cañada La Silva

«Yo perdí todos mis enseres el año pasado en una inundación, este año no tuvimos problemas con las primeras lluvias», con estas palabras Ana Vargas, habitante del sector Oriana, agradeció el trabajo que viene desarrollando la Alcaldía de San Francisco en la limpieza, desmalezamiento y ampliación de la cañada La Silva que por años colapsara e inundaba varios sectores ubicados a sus márgenes.

El resultado del compromiso adquirido por el alcalde Gustavo Fernández se evidenció en las últimas horas, donde pese al fuerte aguacero registrado en la noche y madrugada del jueves las viviendas no se inudaron. «Esa cañada se desbordaba toda, nos llegaba hasta acá y perdíamos colchones y todo. Gracias a nuestro alcalde ayer llovió y el agua corrió y no se desbordó», comentó Mariluz Morales del sector Oriana.

«Yo soy Candelaria Vargas, y estoy agradecida con el alcalde Gustavo Fernández por su gran labor en este sector donde rezamos cuando empezaba a llover porque sabíamos que lo íbamos a perder todo, gracias a Dios y a él anoche no pasó», detalló otra residente del sector.

Por su parte, Marquiz Atencio, secretario del Gobierno municipal de San Francisco, acompañado de la concejal Violeta Soto, el ingeniero municipal, José Luis Ramírez, y otros miembros del equipo gubernamental, se presentaron en el sitio para verificar los resultados de los trabajos hechos en la Cañada «La Silva».

«La primera fase de limpieza de esta cañada resultó un éxito, corroborando que, de esta misma manera, se llevará a cabo la segunda y tercera fase de estos trabajos, con el objetivo de garantizarle bienestar a los sanfranciscanos, quienes por mucho tiempo se habían visto afectados por el desbordamiento de estas cañadas», indicó Atencio.

En estos trabajos la Alcaldia de San Francisco ha limpiado 400 metros hacia el Lago de Maracaibo, se hizo una ampliación del cauce que pasó de seis metros a 31 metros. También se realizaron taludes naturales con una ampliación de 220 metros de largo, haciendo una recolección de 24 mil 540 toneladas de basura y escombros hasta el momento.

Por último, el secretario de Gobierno del ayuntamiento sureño hizo un llamado a las comunidades a no lanzar desechos sólidos, árboles y ningún tipo de objetos al cauce, ya que la acumulación de basura es lo que obstaculiza los canales naturales de agua, generando el desbordamiento de las mismas.

Comment here

A %d blogueros les gusta esto: